Cuando las empresas se encuentran con algunas dificultades tales como que la empresa no se desarrolla adecuadamente, los clientes desaparecen, no se consiguen innovar productos, los empleados están en permanente conflicto, la fusión de dos empresas no deja que el negocio se desarrolle, los empleados se marchan sin razón aparente, etc., los responsables se preguntan ¿dónde está el error?

 

Un análisis racional da pistas o indica parte del problema, pero nunca una visión global. Las Constelaciones Sistémicas (Organizacionales) nos dan el eslabón perdido. El éxito de este método en empresas como Daimler-Chrysler, IBM o BMW contribuye a un creciente interés por esta metodología en toda Europa.

 

Las recientes investigaciones y desarrollos en ésta área nos ha llevado al descubrimiento de nuevas formas de análisis de cómo las organizaciones evolucionan y se desarrollan con éxito. A través de una utilización habilidosa de las Constelaciones Organizacionales, se consiguen descubrir dinámicas ocultas que están en funcionamiento en las organizaciones y empresas. Esto se realiza de tal forma que, de una manera sencilla y directa, es reconocido por todos los que trabajan en la empresa.

 

Problemas complejos, ya sea la estructura organizacional, el liderazgo o el reconocimiento apropiado y genuino de los empleados, pueden tener soluciones muy sencillas. Empresarios, directivos y consultores se sienten sorprendidos y muy interesados con las soluciones encontradas, cuando se utilizan las Constelaciones Organizacionales y el pensamiento sistémico.

 

LA TÉCNICA

 

La técnica original de una “Constelación” de un sistema consiste en que el cliente elija “personas no conocidas” para representar sus empleados, los departamentos de la empresa, los clientes, los proveedores e incluso los productos.

El cliente coloca estos “representantes” en un lugar que sienta que es el adecuado y de una forma intuitiva. A continuación, esos “representantes” dicen lo que sienten, qué movimientos les gustaría hacer y si sienten que falta alguien o algo. Los representantes se mueven hasta que sientan que están en “lugar adecuado” y se consiga traer la tranquilidad a todo el sistema.

En situaciones que exigen confidencialidad y privacidad es posible utilizar esta metodología de manera personalizada donde se sustituyen los representantes por objetos, figuras, cartulinas, pegatinas, fantasías guiadas, etc.

 

Las soluciones encontradas con representantes “reales” a veces tienen más fuerza e impacto, pero este acercamiento más privado es muy interesante como diagnóstico y como inicio de un trabajo, o bien cuando las circunstancias así lo exigen. Lo verdaderamente interesante de esta metodología es que el cliente se queda con una imagen clara de la situación actual, de la eventual solución y de los caminos que tiene que recorrer. Todo se realiza de una forma intuitiva y fluida, lo que hace que la solución quede totalmente integrada por el cliente y sea de más fácil aplicación.

 

ALCANCE

 

Cualquier persona en un puesto de responsabilidad, en la industria, comercio, servicios o gobierno, en una organización de sanidad o educacional, se puede beneficiar de esta metodología y encontrar buenas soluciones en muy poco tiempo.

 

ORDENES OCULTOS EN LAS RELACIONES HUMANAS

 

La experiencia y un mayor conocimiento de los órdenes ocultos que operan en las relaciones humanas se logra observando, participando o configurando constelaciones. Se gana rápidamente mucha experiencia al ser representante en Constelaciones Familiares o en Organizaciones, porque así vivencia por sí mismo los sentimientos, sensaciones u emociones sobre lo que es o no apropiado para quien representa y para los demás involucrados en un sistema. Y así también gana una comprensión sobre la importancia de confiar y articular en palabras sus propias sensaciones, emociones o sentimientos.

 

CON QUIEN SE EMPIEZA EN UNA EMPRESA

 

Se comienza siempre con el jefe. Si el jefe no está de acuerdo o si no me invita para hacerlo no intervengo. Sólo intervengo en acuerdo con el jefe para que él solicite la ayuda de sus colaboradores y entonces puedo buscar una solución buena. Una solución buena siempre fortalece la autoridad del jefe y fortalece la lealtad de sus subordinados y la confianza del jefe en ellos, alimentando un intercambio y estimulando a la empresa.

 

 

 

 

 Sony González

Maestría en Orientación Humanista y Facilitación de Grupos.

Especialista en  las Nuevas Constelaciones Familiares.

Coaching Sistémico Organizacional.

Psicoterapeuta Humanista Gestalt.

Avalada Internacionalmente por Hellinger Sciencia de Alemania.

      Certificación como Instructor Nacional por Ceneval-Itesm.

Lic. en Ciencias Administrativas por la EBC.

Especialista en Terapia de Grupo y de Parejas.

Diplomada en Desarrollo Familiar y Social y en PNL.

 

 

Av. independencia 234 1° piso

Querétaro, Qro.

Teléfono celular: (044 442) 226 22 64