Los genocidios en el mundo han sido causados “por creer en un dios que nos exige sacrificios”, explica en entrevista Bert Hellinger, filósofo alemán nominado al premio Nobel de la Paz 2012

Las constelaciones familiares (CF) es uno de los métodos terapéuticos más novedosos en la psicología sistémica, cuyo enfoque fue desarrollado por Bert Hellinger luego de una larga trayectoria de práctica e investigación en psicoanálisis, terapia grupal y el análisis de las historias familiares de miles de personas.

Sin embargo, Hellinger —considerado el padre de esta dinámica— explicó a MILENIO que “una terapia implica que hay un terapeuta y un cliente, y entonces entre ellos dos se da la relación; eso no sucede con las constelaciones, porque si yo configuro algo las personas se colocan y reaccionan por sí mismas, el paciente queda en autonomía y no hay una relación terapéutica”.

El hombre de 86 años —con voz pausada y reflexionando cada comentario— señaló: “Las constelaciones ya existían antes de mí, yo observé y tomé parte en ellas, nadie podía explicar qué es lo que sucedía. Al cabo de un tiempo yo me di cuenta y mostré de qué se trataban”.

Detalló que muchos de los que emplean las CF provienen de la psicoterapia, por eso se comportan como terapeutas, hacen preguntas o un análisis de lo que sucedió en la familia, entonces tienen una idea de lo que debería pasar (en la constelación), y lo que hacen es intervenir teniendo una meta que alcanzar.

“También yo lo hice así al principio y con cierto éxito, pero luego se mostró que si uno no interviene y deja que los representantes sigan sus movimientos, surge algo a la luz que antes no se sabía, porque una familia se rige de acuerdo con leyes fundamentales”, explicó.

Según el filósofo, una ley que se demuestra en CF es que todo aquel que estuvo en la familia tiene el derecho a seguir perteneciendo. El problema es cuando otro miembro toma su lugar, “el que fue excluido es representado por otro inconscientemente. Así es como surgen muchos males o conflictos, porque alguien tiene que tomar ese lugar”, abundó.

Lo que se logra en las CF es “sacar a la luz si alguien fue excluido. La segunda parte es liberar al implicado de un destino que no le toca, pero no intervenimos.”

Ayuda o negocio

La dinámica es cada vez más frecuente en México y el mundo. Al cuestionar a Hellinger sobre cómo reconocer a alguien preparado para dirigir este tipo de ejercicio sólo contestó:

“Desde afuera (el ejercicio) es totalmente sencillo, en realidad ni se necesita una formación, entonces mundialmente la gente así lo hace y muchos no me han visto jamás pero siempre hacen referencia a mí y yo no puedo hacer nada. Escribí varios libros donde explico y doy indicaciones, también lo muestro en videos; el que con seriedad está al servicio de la familia, también se acerca a mí de alguna forma; algunos han utilizado las CF para ganar mucho dinero”.

La esposa de Hellinger, Sophie, completó: “Se tiene la idea de que se puede hacer dinero fácil, pero lo importante no es el trabajo en sí (la dinámica), sino que es una actitud interna”.

Según Hellinger, este tipo de ejercicios de sanación psicológica “es una filosofía acerca de las relaciones humanas y se puede aplicar a todas. Por ejemplo en la profesión o en escuelas, y tiene un efecto amplio y positivo”.

Sobre los que afirman que el uso terapéutico de las CF no sirve, principalmente los precursores de la dianética (cienciología), Hellinger opinó: “Yo veo esos movimientos y los acepto tal como son, cada quien hace sus vivencias con eso, y con cada movimiento hay gente que tiene buenas experiencias. Al cabo de un tiempo se muestra cuánto realmente ayudan”, y concluyó que a veces es necesario tener experiencias positivas y otras que no lo son tanto.

El objetivo, abundó Sophie, quien le ayuda dando capacitaciones, es “liberarse de ataduras de antaño, lo que significa tener éxito en el amor, en el trabajo, salud; tener los pies en la tierra y no ser víctima de nadie ni de nada”.

Crisis mundial y paz

El filósofo, que está entre los 240 que quedan nominados al Nobel de la Paz 2012, opinó sobre la crisis mundial y las guerras que “la paz que estamos añorando comienza en la propia alma”.

El filósofo puso como ejemplo su aprendizaje al visitar el Museo de Antropología en el DF. “Los aztecas hacían campañas en las que tomaban prisioneros para sacrificarlos a sus dioses; en realidad eso era genocidio… Luego vinieron los españoles y también mataron —lo de los mexicas está en una relación directa con lo que luego hicieron los españoles—, todos esos movimientos donde se exterminan pueblos o se hace el intento son por hacer sacrificios para Dios”, reflexionó.

“Los nazis quisieron exterminar a los judíos también en nombre de dios, los armenios están enojados con los turcos, porque éstos los sacrificaron a su Dios.”

Hellinger concluyó: “¿Dónde se encuentra el origen, qué se opone a la paz en el mundo? Creer en un Dios que exige sacrificios. Aquí llegamos a un nivel muy diferente, mucho más allá de las constelaciones, por eso Sophie y yo nos incluimos en un movimiento universal de paz”.

Claves Obra y números • Bert Hellinger ha escrito más de 70 libros, traducidos a más de 25 idiomas, que tratan sobre las Constelaciones Familiares, la sanación y la búsqueda de paz.

• El impacto de las Constelaciones Familiares se refleja en que, a escala mundial, Google arroja casi un millón y medio de resultados en español a esta búsqueda, de los cuales 65 mil 100 sitios de internet son mexicanos.

• El instituto Hellinger Ciencia, con sede en Alemania, imparte cursos y capacitaciones en 58 países, entre ellos México, donde están representados a través del Centro Universitario Doctor Emilio Cárdenas (Cudec).

México. Gabriel Bolio 2011-10-16

http://www.milenio.com